firefall.jpg

Para mí, que soy un ave nocturna de los Bosques, esta es “mi noche B”. Y el día y/o noche B de todos estos compañeros de luz y oscuridad que empiezo a conocer entre los claros de luna de sus tinteros, de la emoción, de la soledad…

Estos momentos virtuales y reales que compartimos deben ser parecidos al encuentro de las almas al final de sus recorridos mundanos… una reunión de presencias sin rostros ni cuerpos pero con la esencia distintiva e inequívoca de cada una resplandeciendo como la llamarada de una vela al centro de sus núcleos.

Aquí no importa como te llamas, si eres alto o pequeña, si tus ojos son negros o tu cabello es largo. Aquí solo importa lo que quieras decir y lo que estés preparado para escuchar. Aquí solo importa lo que proyectas y lo bueno es que siempre tendrás tu tiempo y tu espacio para hacerlo.

Aquí hemos logrado lo que ninguna máquina del tiempo ha conseguido jamás. Viajamos atemporalmente en segundos, traemos el pasado al presente y lo recreamos. Pintamos nuestros colores en las líneas de otras personas y eso cambia irreversiblemente la primera percepción de las cosas. Detenemos el tiempo y lo hacemos volar. Somos nosotros mismos y a la vez miles de personas más.

Ojalá el mundo “real” y perceptible fuera una blogósfera. Una casa sin límites. Un país sin fronteras. Una puerta abierta sin visas requeridas o umbrales con detectores de metales. Un espacio sin zonas VIP, donde todos son bienvenidos, donde todos somos iguales.

Feliz día para los que forman parte de este proyecto y comparten sus huellas. Para los que pusieron los cimientos y ya no están. Para los que callan, gritan, lloran, ríen y sueñan. Para los que leen.

Feliz día para todos ustedes!!

Anuncios